Notebook o Netbook... ¿esa es la cuestión?


Visita Ubuntronics en Facebook. Dale 'Me gusta' y recibe todas las publicaciones.

Interesante articulo que me encuentro en http://www.psicofxp.com/ el cual me he tomado el atrevimiento de copiarlo para compartirlo con los lectores del blog.

Aspectos a tener en cuenta a la hora de decidirnos entre una u otra opción según la utilidad que vayamos a darle.

Notebooks vs netbooks se ha transformado en una de las preguntas existenciales del momento. La novedad, la penetración de Internet, el nomadismo de la vida cotidiana y la crisis, son algunas de las razones. Pero entonces, ¿cuál conviene?.



Eso depende, sobre todo, de las necesidades de cada uno. Las netbooks aunque parecen similares a las notebooks son muy distintas. Fueron creadas como dispositivos móviles pensando en la comodidad para transportarlas. Pero en esa fortaleza encontramos también su debilidad. Al ser más pequeñas, los fabricantes debieron dejar funcionalidades de lado que sí tienen las notebooks, como la potencia de los procesadores.

Sus primas, las notebooks, aunque mas pesadas, brindan prestaciones similares a las PC de escritorio. Permiten hacer casi las mismas cosas: navegar por Internet, usar procesadores de texto y hojas de cálculo, jugar, y demás servicios. Claro que la potencia tiene sus costos sobre todo en peso y tamaño.

H. Amiel, escritor suizo, decía: El hombre que pretende verlo todo con claridad antes de decidir, nunca decide. Aquí les acercamos algunos datos comparativos para facilitar la elección.


  • Tamaño de la pantalla: las mininotebooks tienen pantallas pequeñas (de hasta 10 pulgadas) y aunque se ve la misma información que en cualquier otra PC o notebook (las hay mayores de 17 pulgadas) hay que esforzar un poco más la vista.


  • Tamaño del teclado: una incluye un teclado del mismo tamaño que el de una PC de escritorio, la otra posee un teclado reducido a un 92% y en algunos hasta un 80%. La diferencia es poca, pero si se usa mucho, con el tiempo, se siente.


  • Duración de la batería: En este punto las netbooks sacan una ventaja de varias cabezas. Sus baterías por lo general duran más. Una en buen estado puede alcanzar entre 5 y 7 horas de autonomía, contra 4 de las notebooks.


    Tamaño: Otro punto a favor de las netbooks. Son mucho mas chicas que las notebooks, tienen el tamaño de un libro mediano: 26x18cm
    Peso: Las mininotebooks pesan entre 1 y 1,5 kilos, bastante más livianas que sus primas, rondan en promedio los 3 kilos


    Sistema operativo: Ya no es un diferencial. Ambos tipos de dispositivos se ofrecen con sistemas operativos tanto Linux como Windows, lo que facilita la compatibilidad de los programas a utilizar.


    Resolución de la pantalla: Por lo general las notebooks tienen mayor resolución. Puede variar entre 1280×1024 hasta 1900×1200. Mientras que las netbooks suelen presentar resoluciones estándar de 1024×600.


    Capacidad de multitasking: Leer un mail, mientras se “hojea” el diario y se intenta abrir una fotografía puede ser mortal para una netbook. Abrir varias ventanas o programas al mismo tiempo hace que estos dispositivos bajen notablemente su rendimiento.


    Disco rígido: Aunque las netbooks vienen ampliando la capacidad de sus rígidos, hoy no superan los 160 GB, contra un máximo de 1Tera en las notebooks.


    Unidades ópticas: Las netbooks no traen lectores de CD o DVD, aunque si puertos USB para conectarlos externamente. En cambio, las completas notebooks los incluyen desde fábrica.


    Precio: La diferencia es importante. Se pueden conseguir netbooks a precios de hasta un 50% menos que el de las notebooks.

Estos son los datos que se obtienen de una fría comparación. Según este ejercicio las netbooks parecieran estar perdiendo la contienda frente a las notebooks. Pero no se pueden analizar estos dispositivos solo en sus aspectos formales.

Las netbooks pueden llevarse en el bolsillo (preferentemente que no sea en el del pantalón) y así evitar los portafolios o mochilas especiales, que a pesar de la incomodidad, están de moda entre los geeks.

Además, vienen con conexión WiFi para navegar libremente por Internet y la posibilidad de utilizar algún cliente de correo como el Outlook. Por el mismo precio incluyen la posibilidad de usar procesadores de texto u hojas de cálculo por nombrar dos programas muy utilizados. El problema comienza con los juegos muy pesados o los programas de diseño gráfico que requieren gran capacidad de procesamiento. Pero estas debilidades se compensan con lo poco que pesan.

Las notebooks, por su parte, permiten tener todo lo que mencionamos como fortalezas de las netbooks. Tienen unidades ópticas, como CD o DVD y así facilitan la instalación de nuevos programas. La potencia de sus procesadores (casi todas traen de doble núcleo) facilitan el uso de distintos software, incluso los de edición de video y sonido.

Una y otra son distintas, claro; pero la principal diferencia está en el usuario. O mejor dicho, en las necesidades que cada uno quiere satisfacer. En general, las netbooks están dirigidas a personas nómades que están gran parte de la semana fuera de su oficina o casa, y necesiten estar conectados a la Web. En tanto que las notebooks, más potentes, pesadas y grandes, requieren de cierto sedentarismo para ser explotadas al máximo y no sufrir de secuelas físicas.

Necesidades del usuario... esa es la cuestión.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada